divendres, 9 de març de 2018

Marie Curie (II): los esposos Curie investigan juntos








Marie y Pierre Curie en 
el laboratorio


Fotografía en blanco y negro
Museo Marie Curie. París. 




En una entrada anterior comentamos la primera etapa de juventud de Marie Curie, y sus ansias y proyectos como investigadora, así como llegó a conocer a Pierre Curie, el que sería su marido. Marie y Pierre Curie, que ya estaban muy unidos por sus intereses científicos, estuvieron todavía más unidos tras su matrimonio. Eran compañeros, amigos y ahora esposos y formaban un equipo ideal. 


Marie y Pierre Curie: esposos, amigos y compañeros.
Unidos por el amor y el interés por la ciencia


Marie quería doctorarse y tenía que buscar un tema para realizar su tesis. Hacía poco tiempo que el físico Henri Becquerel había descubierto que las sales de uranio emitían unos rayos de naturaleza desconocida, que podían velar una placa fotográfica y que él relacionaba de algún modo con los rayos X, que acababan de ser descubiertos por Wilhelm RöentgenInteresada en esta línea de investigación, Marie eligió los rayos de uranio como tema de su tesis doctoral, investigando su naturaleza. 

El matrimonio Curie en su laboratorio
En sus investigaciones, que Marie llevaba a cabo conjuntamente con su marido, pudieron demostrar que este tipo de radiaciones no eran exclusivas del uranio, sino que también la pechblenda y la torbinita tenían una actividad parecida. 

En julio de 1898, los esposos Curie descubrieron un nuevo elemento, desconocido hasta entonces. Decidieron llamarle "polonio" en honor al país de origen de Marie. Pocos meses más tarde, descubrieron otro elemento, que también emitía radiaciones. Le llamaron "radio" (de la voz latina que significa rayo) y a las emisiones, radioactividad. Estudiaron la radiación emitida por estos dos elementos y demostraron que poseían brillo radiactivo; que las sales de radio -que tienen un color opalino- emitían calor; y que la radiación producida atravesaba tanto el aire como los cuerpos opacos hasta convertir el oxígeno molecular (O2) en ozono (O3). 

De izquierda a derecha: Pierre Curie,
Maria Curie, su hija Irene
y el padre de Pierre, Eugène Curie (1904) 
Entre 1898 y 1902, los Curie publicaron bien conjuntamente o por separado un total de 32 trabajos científicos, entre ellos el que revelaba que cuando el ser humano se expone al radio las células enfermas y tumorales eran destruídas más rápido que las células sanas. En 1900, Marie Curie obtuvo el doctorado cum laude y fue la primera mujer en ser nombrada catedrática de la Escuela Normal Superior. Pierre, por su parte, obtuvo una cátedra en la Universidad de París. A partir de entonces se sucedieron los premios y distinciones, aunque los Curie, que no habían patentado sus descubrimientos de forma consciente (ya que creían que tenía que ser la Humanidad la beneficiaria), no sacaron mucho partido económico de ellos. 

No fue del todo fácil que la sociedad patriarcal de principios del s.XX aceptara el papel de científica e investigadora de Marie Curie. En 1902 la Real Institución de Gran Bretaña les invitó a dar una conferencia sobre la radioactividad, pero a ella, por ser mujer, no la dejaron hablar y la tuvo que dar la charla solamente Pierre. En 1903, la Real Academia de las Ciencias de Suecia quiso conceder el Premio Nobel a Pierre Curie y a Henri Becquerel por sus descubrimientos sobre la radioactividad. Marie, por ser mujer, quedaba al margen de la distinciónUno de los miembros de la Academia, el matemático Magnus Gösta Mittlag-Leffler, avisó a Pierre de la situación. Cuando Pierre se enteró, protestó airadamente y dijo que no aceptaría el premio si no se incluía en él a su mujer y compañera de investigación. Al final, el Premio Nobel fue concedido a los tres científicos. Marie Curie fue la primera mujer que llegaba al preciado galardón.

  Marie Curie con sus dos hijas: Irene y Eve. 
Irene siguió la carrera investigadora 
de su madre y también obtuvo el 
Premio Nobel de Química en 1935. 
Eve, por su parte escribió una completa 
biografía de su madre, Marie Curie 

Pero desde otoño de 1898 Marie había presentado una extraña inflamación de los dedos de la mano, que a veces se le ulceraban. Eran los primeros síntomas de una radiodermitis por contacto con elementos radioactivos, algo desconocido en aquel momento. Las molestias le acompañarían el resto de su vida.  

En 1906, en un día lluvioso, una carroza de caballos atropelló a Pierre en plena calle. Pierre cayó y se fracturó la base del cráneo. El infortunado científico murió a consecuencia del fatídico accidente a los 47 años de edad. 

Bibliografía

  • COTTON, E. "Les Curie". París, 1963.

  • CURIE, E.U. "La vida heroica de la descubridora del radio, contada por su hija". Madrid, Espasa-Calpe, 1981.

  • CURIE, M. "Pierre Curie and Autobiographical Notes". Nueva York, McMillan, 1923.

  • HURWIC, A. "Pierre Curie". París, Flammarion, 1995.

Enlaces de Internet: 

http://www.curie.fr ; Página del Institut Curie de París 

http://mendeleiev.cyberscol.qc.ca/Chimisterie/9805/SSalem.html ; Página con datos biográficos y sobre las investigaciones de Pierre Curie 

http://musee.curie.fr ; Página del "Museo Curie", en París 

http://www.Nobel.se/physics/articles/curie/index.html ; Página de la "Fundación Nobel" con una amplia biografía (con fotografías) de Pierre y Marie Curie 

http://Nobelprizes.com/Nobel/Nobel.html ; Página del Archivo de Premios Nobel en Internet, con datos y enlaces sobre Pierre Curie 

(citas extraídas de mcnbiografias.com)


Biografia di Marie Curie



Publica un comentari a l'entrada